miércoles

EL DESGARRON


Se fue
agarró la maleta y se largó,
se fue
sin decir ni un adiós
ni un por qué,
se fue
sin dejar una lágrima,
se fue
como quien pasa página.

Y me quedé como un gorrión sin alas
como un árbol sin ramas
como un día sin Sol...
con una herida que me llega al alma
y que allí se desangra
desde que se marchó.

Y me quedé con un hogar de escarcha,
como un fuego sin llamas
como un grito sin voz,
como una noche que no espera al alba,
y que allí se desgarra
desde que se marchó.

Se fue
y en silencio la casa se quedó,
se fue
y el ayer que vivimos se llevó,
se fue
la que al temor calmaba,
se fue
y me perdí en la nada.

Y me quedé como un gorrión sin alas
como un árbol sin ramas
como un día sin Sol...
con una herida que me llega al alma
y que allí se desangra
desde que se marchó.

Y me quedé con un hogar de escarcha,
como un fuego sin llamas
como un grito sin voz,
como una noche que no espera al alba,
y que allí se desgarra
desde que se marchó.

Y me quedé como un gorrión sin alas
como un árbol sin ramas
como un día sin Sol...
con una herida que me llega al alma
y que allí se desangra
desde que se marchó.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada